Cada cop més, la població arriba a edat madura i conforma aquell segment que eufemísticament anomenem gent gran. Una franja d’edat que, dissortadament, comparteix greus problemes socials i econòmics. En les societats actuals, arribar a la senectut és un avanç importantíssim però, més cops dels que ens agradaria, els avis s’enfronten a situacions que els governs pal·lien amb lentitud o que queden oblidades per una societat que gira la cara cap a un altre costat.

Precisament per aquest motiu, el plantejament de la xerrada d’#aRrelats, d’aquest dimecres a la tarda, al cafè del Teatre Bravium, era molt interessant com a punt de partida. Explicar, a través del recorregut biogràfic de Llorenç Rivas, pare de la coneguda activista Clara Rivas, la reivindicació i assoliment de la primera residència pública de Reus. Un edifici que es va construir a mitjans dels anys 70 als terrenys propers a l’estació de Renfe i que encara avui es troba en actiu.Una fita que es va aconseguir gràcies al treball que va desenvolupar des de la presidència de la Agrupación Sindical de Veteranos jubilados y accidentados del Trabajo (ASVAT), integrant del sindicat vertical.

El 27 de enero de 2011 varios cientos de personas salieron a la calle para protestar contra la reforma de las pensiones que había ejecutado el Partido Socialista. El cambio legislativo elevaba la edad de jubilación de los 65 a los 67 años y se ejecutaría de manera progresiva hasta 2027. La crisis ya se había asentado en la sociedad española y el Ejecutivo de Zapatero demostraba con esa reforma, una vez más, que ante la crisis optaba por la sumisión ante las órdenes de Europa: recortes y más precariedad. 

La manifestación, convocada con el lema Unidad contra el pensionazo y la nueva agresión: no al pacto social partía de Atocha a las 19.30 horas y debía terminar frente a las Cortes donde se haría una cacerolada. Sin embargo, la ruidosa protesta frente al Congreso nunca llegó a producirse. La Policía cortó el paso a los manifestantes antes de llegar a las Cortes y en la Plaza de Canalejas se dio lugar a la lectura del manifiesto con el que se daba por concluida la protesta. Sin embargo, según testigos presenciales, nada más terminar la lectura del manifiesto comenzaron las cargas policiales, que continuarían después en la Puerta del Sol, en Tirso de Molina y en la Latina. Eran los disturbios que anunciaban el inicio de un ciclo de potentes movilizaciones ciudadanas y de contundentes respuestas policiales.

A primera hora mañana del miércoles la mayor metrópoli del país estaba completamente parada. La huelga de los trabajadores del metro y de autobús, contra la reforma de la jubilación que quiere llevar a cabo el gobierno Temer, se hacía sentir en las calles con filas de coches que apenas podían moverse. En la estación de metro de Jabaquara (São Paulo) los funcionarios salían a explicar a quienes pretendían usar el transporte por qué no iban a trabajar este miércoles: "No queremos perjudicar a la población pero tenemos que defender los derechos de los trabajadores". En vez de pitos, lo que suele pasar cuando se para el transporte público en la ciudad, los trabajadores que tenían que buscarse la vida para llegar sus puestos decidieron aplaudir a los huelguistas.

"Me da igual que la mañana haya sido un infierno, tenemos que parar esta reforma como sea", decía Adilon Oliveira, conductor de Uber, uno de los medios más usados a lo largo del día. Los atascos de la mañana parecían una premonición de lo que sería la manifestación que estaba convocada a las 16 horas en la Avenida Paulista bajo el lema de Contra la reforma del Sistema de Pensiones: reaccione ahora o muera trabajando. Al mediodía un colectivo de mujeres colgaba una pancarta en el Instituto Nacional de la Seguridad Social de São Paulo: "La jubilación se queda y Temer se va", decía el eslogan que horas más tarde se convertiría en uno de los vítores más repetidos.

La Coordinadora Estatal de las Marchas de la Dignidad reunida en Madrid (el 11 de marzo) en Parroquia de San Carlos Borromeo ha acordado la vuelta a Madrid el 27 de mayo con una movilización de carácter estatal, a la que llaman a participar a todos colectivos en lucha.

Las Marchas realizan una valoración, en general positiva, de las movilizaciones realizadas el día 25 de febrero y el 28 en Andalucía, con una mayor asistencia que las convocadas el pasado 3 de diciembre y con una mayor capacidad de convocatoria coincidiendo con lo que parece ser un repunte general de las movilizaciones. Además de apreciar un avance en la incorporación de colectivos en lucha a las Marchas en muchos territorios.

En este periodo de repunte del descontento social plasmado en las importantes movilizaciones como las convocadas en defensa de la educación pública, por los derechos de la mujer y contra la violencia machista, se constata la  reactivación de colectivos y territorios en lucha, aunque se coincide en que aún queda mucho por hacer.

Las Marchas de la Dignidad quieren que la movilización general del día 27 de mayo, sea una movilización de todas y de todos los que hoy luchan porm una vida digna, por ello, hacen un llamamiento a sumarse a esta
convocatoria para la que han acordado unos lemas centrales que se plasmaran en el manifiesto de la convocatoria del 27 de mayo, estos son:

Quedó constituida en la ciudad de Reus la Marea Pensionista de las Comarcas de Tarragona. La decisión de auto-convocarse se acordó al término de la reciente charla informativa que días pasados dieron en Reus miembros de la Marea de Barcelona. Asistieron a esta primera reunión unas 20 personas que aprobaron poner en marcha este movimiento cuyo principal objetivo es organizarse y crecer para defender y mejorar el actual modelo de pensiones públicas y avanzar hacia un modelo de pensión y salario mínimo por encima de los 1000 €.

Tras varias intervenciones, los asistentes coincidieron en formar un equipo de varias personas para dar charlas informativas sobre la situación de las jubilaciones y pensiones allí donde sean requeridos. Los presentes coincidieron en defender los puntos básicos de la Marea Pensionista, entre ellos el de situar en el debate político un tema que afecta de forma directa a 9 millones de ciudadanos, pero que también preocupa a numerosos hogares que dependen del apoyo y las aportaciones de los pensionistas para que sus hijos y nietos lleguen a fin de mes.

Reclaman asimismo que se asegure el derecho de los suministros básicos (agua, luz y gas) a todos los jubilados, y que se elimine todo tipo de co/re-pago de derechos sanitarios. Otro de los objetivos es que el gobierno reimplante un modelo de revalorización automática de las pensiones en relación con el IPC, para al menos, garantizar el mantenimiento del poder adquisitivo de las pensiones.

También restablecer la jubilación a los 65 años, derogando las últimas reformas del sistema de pensiones, que perjudican especialmente a los jóvenes, oponerse a la privatización de todos los servicios públicos y especialmente a los que atienden la gente mayor .

Todas aquellas personas interesadas en participar pueden enviar un correo a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.  para recibir toda la información sobre reuniones y actividades.

Reus, 13 març 2017

OJO PENSIONISTA¿Que dicen los de Bruselas?La indignación ante esta injusta medida ha ido creciendo:

El cobro de la pensión debe ser excluido del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) por las siguientes razones:  

1º - No es un rendimiento del trabajo.  

2º - Estas pensiones actuales se fueron generando durante la vida laboral que con el cobro de los salarios mensuales/anuales fuero sometidas ya al I.R.P.F  Es decir ya tributaron por el impuesto.  

3º - Por lo tanto al ser sometidas en la actualidad al I.R.P.F están siendo gravadas nuevamente por el mismo impuesto, Cayendo claramente en la figura de “doble imposición”, que se debe corregir haciendo que la pensión quede excluida del I.R.P.F  

4º – En todo la pensión podría tener cabida como rendimiento de capital mobiliario, con una fiscalidad mucho menor y que va disminuyendo progresivamente de manera notable con la edad del jubilado.  

5º – Tendría sentido esta figura toda vez que el jubilado fue acumulando ese capital a lo largo de su vida laboral y (otra vez) pagando el correspondiente I.R.P.F para cobrar al final de ella la pensión.  

6º – Esta figura está contemplada en la Ley de la cual se benefician las entidades financieras privadas con el producto de Renta Vitalicia Inmediata aplicada a un capital del cliente (que en nuestro caso sería el capital acumulado por nosotros durante la vida laboral) para eso una renta vitalicia inmediata (asimilable al concepto de nuestra pensión).  

7º – Concluyendo: nuestra pensión NO ES UN RENDIMIENTO DEL TRABAJO Y YA FUE SOMETIDA AL IMPUESTO DURANTE NUESTRA VIDA LABORAL, POR LO QUE SE HACE NECESARIO CORREGIR ESA INJUSTICIA.

Video

.

Esdeveniments